Limpieza dental

¿Cómo se forma el sarro dental en los dientes de  los perros?

El sarro en dientes de los perros en un inicio se produce con la placa dento-bacteriana, a la cual se agregan restos de la comida que se va descomponiendo, calcio y bacterias, conformando el mal olor que llega a percibirse inclusive a metros de distancia.  El sarro en dientes de los perros se acumula gradualmente en superficies rugosas, sobretodo entre los dientes y debajo de la encía, provocando que esta última se enrojezca, inflame y se retraiga poco a poco, lo que se le conoce como gingivitis, además se reabsorbe el hueso del diente, debilitando la unión del diente a la mandíbula o maxilar, lo cual a mediano plazo ocasiona la perdida de piezas dentales.

Una vez formado el sarro en los dientes de los perros, se convierte en una piedra que no se puede quitar sólo modificando la dieta o cepillando los dientes, debe ser removido a través de instrumental similar al que se emplea en humanos, en este sentido, lo más actual es la utilización de ultrasonido para fraccionar el  sarro sin lesionar el esmalte de los dientes, para posteriormente pulir la superficie de los dientes con un micromotor y dejarlos limpios y con una superficie completamente lisa.

En casos en los que la enfermedad periodontal es muy severa se llegan a perder piezas dentales en el procedimiento de limpieza, no tanto por el manejo, sino porque suelen haber piezas que sólo se mantienen sujetadas por el mismo sarro, que no son funcionales y pueden provocar la formación de abscesos o infecciones más severas a la mandíbula.

 

Cuándo llevarlo al veterinario
Independientemente de si le cepilla los dientes a tu perro o no, se debe observar el interior de su boca todas las semanas, llévalo al veterinario inmediatamente si observas:

  • Excesivo mal aliento
  • Cambio de hábitos al comer o masticar
  • Si intenta rascarse la cara o la boca
  • Depresión
  • Salivación excesiva
  • Dientes desalineados o faltantes
  • Dientes descoloridos, rotos, faltantes o partidos
  • Encías enrojecidas, inflamadas, doloridas o sangrantes
  • Incrustaciones de sarro amarillento a lo largo del borde de la encía
  • Bultos o pólipos dentro de la boca

 

Limpieza de dientes en perros

El procedimiento de limpieza de dientes en perros en general no tarda más de 40 minutos, pero para el caso de los perros es indispensable realizarlo bajo anestesia general, y el miedo a ésta es una de las principales razones por las que los propietarios se niegan a realizarlo; como parte del tratamiento  pueden realizarse estudios prequirúrgicos previos a limpieza de dientes en perros, dar un tratamiento de antibiótico días antes y, en pacientes con mayor riesgo, llevarlo a cabo con anestesia inhalada, así como ultrasonido y micromotor,  para disminuir el tiempo de anestesia y limitar al máximo los riesgos propios de la anestesia general.

 

Prevención del mal aliento en perros y sarro dental en perros

Cepillado. El cepillado de dientes en perros es sin duda la mejor acción preventiva para la enfermedad periodontal, existen cepillos para perros con diferentes formas, tamaños, texturas, etc. Con tres cepillados por semana bastan para controlar con gran éxito la formación de sarro. Es importante que no se utilice pasta de dientes de humanos ya que al ser tragada puede provocar lesiones en estómago, para esto se han formulado pastas de dientes para perro inofensivas y con sabores que facilitan la labor de los propietarios.

 

Alimentación. La nutrición a base de alimento balanceado en croqueta es una de las primeras recomendaciones para los propietarios, inclusive existe un alimento desarrollado específicamente para reducir la formación de sarro. El alimento en lata, así como alimento casero es la principal razón de formación de sarro.

Juguetes. Dentro del repertorio de juguetes presentes en las veterinarias debe haber algunos hecho a base de hule (no plástico), que sirven para la limpieza de los dientes, con espacios y salientes para que el perro entierre sus dientes y se limpien conforme muerden sus juguetes. Huesos de hilo también son una buena opción para la limpieza dental, sólo se debe tener el cuidado de tirarlos cuando los hilos han sido aflojados o se estén cayendo.

 

Es importante señalar que existen otras enfermedades que pueden provocar el mal aliento en las mascotas como parasitosis, diabetes, problemas renales, entre otros, por lo que es importante la visita al veterinario para identificar la causa del problema.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: