Cartujo o Chartreaux

El Cartujo, también llamado gato Chartreux es una raza de gato originaria de Francia. Este gato se caracteriza por el color cobrizo o naranja de sus ojos y por su piel azul. Su cara parece que sonríe. El desarrollo de los cartujos es lento: Necesitan más de un año para madurar.

Según la leyenda, la raza se llama “Cartujo”, ya que vivían en los monasterios de los monjes cartujos y era utilizado para cazar ratas en un momento en que la peste bubónica se había desenfrenado en toda Europa. El gato se habría dado un voto de silencio, un rasgo que persiste hasta el día de hoy ya que los Cartujos maúllan muy poco.

Morfologia: Es grande y robusto. Con pecho amplio y patas musculadas. Tiene orígenes cazadores. Su cabeza es grande con frente amplia y mejillas muy llenas.  Sus ojos son redondos  de color oro, cobre, amarillo o ambar y expresan dulzura. Las orejas son de porte alto, redondeadas en las puntas y anchas en los machos adultos.

La cola es larga y esta replegada sobre el dorso. Su pelo es denso, largo, suave, aterciopelado, brillante y de apariencia lanuda debido a sus origenes en lugares con clima frio. El color de pelo es gris en todas las tonalidades siendo el mas claro el mas apreciado. La piel es azul. Su peso puede llegar a los 6 kg.

Tienen un promedio de dos gatitos por camada, son gordos, resistentes y tardan en destetarse, muy juguetones, son grandes saltadores.

Caracter: Son educados y  muy tranquilos. Su vocabulario consiste de chirpeos bajitos y murmuros en vez de maullidos fuertes.

Son reservados con los desconocidos, pero el gato en familia desarrolla una devoción parecida a la de los perros hacia sus dueños, muchas veces siguiéndolos de cuarto en cuarto. Les gusta mucho que les rasquen sus mejillas y responderán con topecitos de sus cabezas.

Al jugar el poder del gato es evidente. Muchas veces preferirán jugar con el perro de la familia a la compañía de otros gatos. Los juguetes son atacados con un gruñido, recordándonos sus orígenes de cazador.

Es un gato muy hogareño con curiosidad moderada, su pasatiempo favorito es dormir. Como es un gato de clima frío el Chartreux siempre buscará el lugar más fresco de la casa para sus siestas.

De acuerdo a su naturaleza este gato campesino gasta su gran fuerza y energía en cortos episodios de juego, seguidos por una siesta.

No se le puede culpar por cuidarse a sí mismo tanto pues como cualquier buen vino francés, siempre mejora con la edad.

Es una raza muy sociable, ya que siempre quiere estar en compañía, ya sea con humanos o con otros animales como los perros.

Cuidados: Se requiere poco acicalamiento, solo cepillarlo regularmente. Come mucho, así que se recomienda una dieta equilibrada y vitaminas.

Los machos casi nunca marcan, son muy limpios y por lo general no agresivos.

Peligro potencial; luxacion patelar. (desplazamiento de rodilla)

             

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: